Plaza Mayor: historia y tradición

  • PlazaMayro_lafavorita_1423659301.222.jpg

La historia y la tradición confluyen en esta zona, donde las tiendas con más solera resisten en los soportales de esta gran plaza y en sus calles aledañas. Restaurantes y bares típicos, sellos, sombreros, costura, artesanía, souvenirs... son algunas de las propuestas que el visitante puede encontrarse aquí.

La Plaza Mayor de Madrid, flanqueada por tres grandes calles del centro, Toledo, Mayor y Atocha, siempre ha sido un espacio de comercio importante para la ciudad, ya que en el siglo XV aquí se celebraba el mercado principal de la villa, y se conocía por aquel entonces como Plaza del Arrabal. En torno a ella se ubicaban algunos de los principales gremios como el de cuchilleros o carniceros. Esta gran plaza y las pequeñas y encrucijadas calles de sus alrededores conservan mucha historia y tradición comerciales.

Desde un singular botón para una prenda de vestir hasta trajes y uniformes de trabajo para todo tipo de profesiones. Desde sombreros clásicos y modernos hasta elegantes capas para el frío invernal, sin olvidar la más amplia variedad de abanicos, un recuerdo tan típico y español, así como los trajes de flamenco y sevillanas.

Todo tipo de telas, tejidos, lanas, acabados y puntillas, botones, dedales y agujas... La lista de cosas que podemos comprar en varios de los establecimientos que los centenarios Almacenes Pontejos tienen en las inmediaciones de la Plaza Mayor es interminable. Como también lo es, en ocasiones, la cola que se forma en Casa Hernanz, que desde 1840 (en el mismo local de la calle Toledo) lleva vendiendo alpargatas y sobreviviendo a las modas.

Gastronomía con solera

Amplias terrazas al aire libre en las que disfrutar de este espacio de gran majestuosidad se asientan en torno al perímetro de la Plaza Mayor, así como bares típicos donde practicar una de las tradiciones más arraigadas de la cultura española: el tapeo. Atreverse con el popular ‘bocata de calamares’ tan propio de Madrid puede ser otra buena idea antes de dejarse retratar por uno de los caricaturistas que se concentran en el arco de salida a la colegiata de San Isidro, por uno de los laterales de la plaza.

Sellos y monedas

Capítulo aparte merece la filatelia y la numismática. Además de los diferentes establecimientos dedicados a este coleccionismo, todas las mañanas de los domingos y festivos se celebra en la plaza un mercado de compra-venta e intercambio.

Mercado de Navidad

Durante el mes de diciembre, esta plaza adquiere todavía mayor protagonismo, si cabe, ya que desde 1860 se instala todos los años el tradicional mercado navideño. Presididos por la estatua ecuestre de Felipe III, numerosos puestos se organizan a lo largo y ancho de la plaza. Allí encontraremos abetos de Navidad, figuras para el Belén y un sinfín de adornos para ambientar la casa.

IMPRESCINDIBLE

¡Los diez lugares que no te puedes perder en tu primera visita!

Todas las guías y folletos que facilitarán tu visita a nuestra ciudad y te permitirán disfrutar al máximo de la misma.

Publicidad

PRODUCTOS OFICIALES

Vistas panorámicas a 92 metros de altura

El bus turístico de Madrid

Tu tarjeta turística